s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Justo Bolekia Boleka
Nacionalidad:
Guinea Ecuatorial
E-mail:
bolekiaj@usal.es
Pertenece a la Directiva
Biografia

Justo Bolekia Boleka

Continental Secretary - Africa

Justo Bolekia Boleka nació en Santiago de Baney (isla de Bioko, Guinea Ecuatorial). Es Doctor por la Universidad Complutense de Madrid (desde 1986), Doctor por la Universidad de Salamanca (desde 2007) y Premio Extraordinario de Doctorado por esta misma universidad. Es catedrático del Departamento de Filología Francesa de la Universidad de Salamanca. Ha publicado numerosos libros de ensayo (como Curso de Lengua Bubi -1991-, Aprender el Bubi: método para principiantes -1999-, Lenguas y poder en África -2001-, Aproximación a la historia de Guinea Ecuatorial -2003-, Los cuentos bubis de la isla de Bioko -2003-, La Francofonía, el nuevo rostro del colonialismo en África -2005 y 2008-, Lingüística bantú a través del bubi -2008-, Diccionario bubi-español y español-bubi -2009-, La etno-enculturación africana desde la oralidad -2013-, etc. y de poesía (como Löbëla -1999-, Ombligos y raíces -2006-, Las reposadas imágenes de antaño -2008-, Los callados anhelos de una vida -2012-, etc.). Ha sido incluido en antologías poéticas como Literatura de Guinea Ecuatorial, de Mbare Ngom Faye y Donato Ndongo-Bidyogo, 2004; La voz y la escritura 2006: 80 nuevas propuestas poéticas, 2006; Nueva antología de la literatura de Guinea Ecuatorial, de Mbare Ngom Faye y Gloria Nistal, 2012; Los mejores poemas de amor, de Antonino Nieto Rodríguez, 2013, etc.). También es autor de relatos cortos como “Recuerdos del abuelo Bayebé” (en Un mundo de relatos. Antología, Pearson/Alhambra, 2009), “Los mensajeros de Moka” (en Caminos y Veredas: narrativas de Guinea Ecuatorial, UNAM 2011 y en Due Voci Letterarie in Spagnolo della Guinea Equatoriale, 2012) y “Mi sobrino consorte Anfiloquio” (en Caminos y Veredas: narrativas de Guinea Ecuatorial, UNAM 2011). Ha impartido cursos y conferencias en diversas universidades e invitado como poeta en encuentros poéticos nacionales e internacionales como SILA: Salón Internacional del Libro Africano de Tenerife (2009), HAY FESTIVAL: www.hayfestival.org/segovia (2010), SIEL 2011: SALON INTERNATIONAL DE L’ÉDITION ET DU LIVRE. Foire du Livre de Casablanca/Marruecos (2011), Cosmopoética Madrid (2009), Brumario Poético: Pontevedra/España (2009), etc. Es corresponsal en la diáspora de la Fundación Poética Splendors of Dawn (www.splendorsofdawnpf.org).

 

POETS OF THE WOLRD/POETAS DEL MUNDO

 

1.-  PALABRAS HILADAS

 

Juego a vivir una vida,

O dos;

Juego a vivir tu vida y la mía

Entre los restos que quedan

En una tarde ya achicada.

 

Juego a velar tu vida,

O aquella que querría;

Y con ella poblar pronto tu recuerdo

Cuando ya nadie testimonia su presencia

Entre tantas imágenes recogidas

Y sin clamores ni voces de vigilias.

 

Querría morar en ti entre tanto juego,

Entre tanto deseo velado por mis palabras que van y vienen,

Indefenso y expuesto,

Roído por ideas dispersas,

E imantadas en versos revueltos,

De vidas y momentos que apresan y roen,

Retienen y torturan

Pero  nunca liberan.

 

Juego a vivir dos vidas,

O sólo una,

Extraviada entre destinos retenidos

O entre los lamentos que el alba puntea

Despacio,

Y vela los recuerdos que no he vivido.

 

Son sólo sueños de una vida;

Ideas que la existencia medra,

Que la memoria justifica cuando demoran,

O mientras cobijan mis plegados susurros.

 

Retengo una vida soñada,

O dos. O tres;

Sin laudos ni rondallas,

Porque ya callaron sus luces las luciérnagas

Y volaron sus cantos los confinados grillos.

 

Son únicamente ideas y promesas confesadas,

Corroídos rostros sonrientes;

Únicamente ideas que transitan mi camino,

Y futuras palabras reveladas por una memoria ya saturada.

 

Juego a vivir una vida:

La mía;

Y a querer otra vida que añoro;

Quiero ofrecerte un instante en una idea,

Un deseo marcado entre tantos otros.

 

Juego sólo a morar en ti cuando vivo,

Cuando aguardo el destierro de una vida:

La tuya....O la mía.

Y vuelvo de nuevo a soportar el peso de tu recuerdo

El juego sutil que emerge, entre tanto,

Como una idea,

Como una vida,

O como un Dios en un instante.

 

Juego a vivir una vida,

O dos:

La tuya,

Las tuyas.

 

 

 

 

2.- CUERPOS TEMPLADOS

 

Es difícil mirarte esta mañana,

Porque el Sol dejó sus rayos en tu buscada negrura,

Y la todavía joven primavera decoró tu rostro.

 

Es difícil entender tu partida,

Llamarte para que pares tu baile antes de su término,

O la danza del bosque que borraste de tu historia,

Mientras arrastrabas la vida de uno de los testigos que hallaste en tu camino,

Para que después olvide tu esencia,

O viva marcado por tu último deseo,

Por la última sonrisa que me negaste.

 

Es muy difícil contar las luces lejanas que llevan al frío,

Mientras desde el quicio de mi vera escucho tus pasos distraídos,

Porque ya no me protege la luz que una vez me llevó a ti,

La luz que me narró mi periplo,

Aquella que me arrebató tu lejana y anhelada negrura.

 

Es ya difícil callarte,

Mirarte sin tus brotes y destellos buscados;

Es ya laborioso recordar lo que pudo ser:

Danzas entre madres y helechos,

Entre hombres y palmas tendidas,

Entre doncellas y dátiles prensados,

O entre brasas que presionan mi llama:

 

“Löán i pillá kóri tö’i lápero                         Prensad los dátiles cocinados para nosotros,

Tö’i lápero tyuë i bó’e riökó,             Cocinados para nosotros y no los defraudaremos,

Tö’i bòtyessa,                                     Los vamos a ablandar,

A bölòpue típöra tö té í tó’a                Los de aquí arriba no se levantarán sin que lo   [hayamos logrado,

Tö’i bòtyessa”.                                   Los vamos a ablandar.

 

Es muy difícil mirar mi historia y callar,

O que los dátiles gocen en tu cuerpo,

O que griten y lloren cuando todavía bailan las madres que fueron,

¡Y tal vez sigan siendo!:

 

“A bölòpue típöra tö té í tó’a             Los de aquí arriba no se levantarán sin que lo hayamos logrado,

Tö’i bòtyessa”.                                   Los vamos a ablandar.

 

Es muy difícil que corra mi vida,

O la vida de los dátiles golpeados y apresados,

Los que decoran tu cuerpo con el fuego retenido en tu rostro,

Con tu blancura abrazada por la noche,

Sin estrellas para justificar tu partida,

Que es mi partida,

En busca del frío que ahora encuentro en mi historia:

 

“Löán i pillá kóri tö’i lápero             Prensad los dátiles cocinados para nosotros,

Tö’i lápero tyuë i bó’e riökó,             Cocinados para nosotros y no los defraudaremos,

Tö’i bòtyessa,                                     Los vamos a ablandar,

A bölòpue típöra tö té í tó’a               Los de aquí arriba no se levantarán sin que lo hayamos logrado,

Tö’i bòtyessa”.                                   Los vamos a ablandar.

 

Es ya difícil vivir mientras te hospedas en mi memoria,

En mi historia,

Porque los dátiles decoran tu cuerpo,

Tu cuerpo buscado,

Tu rostro protegido por mi negrura:

 

“A bölòpue típöra tö té í tó’a             Los de aquí arriba no se levantarán sin que lo hayamos logrado,

Tö’i bòtyessa”.                                   Los vamos a ablandar.

 

Es ya difícil vivir sabiéndose vencido por quienes llegaron,

Y ahora canto las proezas de quienes dejaron sus huellas en mi memoria,

Como mis ancestras erguidas,

Y en cuyos cuerpos cobraron vida mis dátiles prensados,

O mi propia vida.

 

Es difícil mirarte esta mañana,

O esta tarde,

O esta noche:

O ahora,

Y no cantar tus proezas, tus esperas, tus designios.

Es difícil mirarme en ti y no cantarte como lo hicieron antaño,

Como lo hago ahora,

O mañana: 

 

“A bölòpue típöra tö té í tó’a              Los de aquí arriba no se levantarán sin que lo hayamos [logrado,

Tö’i bòtyessa”.                                   Los vamos a ablandar.

                                  

 

3.- HORIZONTE CONCLUIDO

 

Hoy hurgo en las entrañas de mi memoria para cantarte,

Hacerlo como lo hicieran mis ancestros recordados,

Cuando acudieron a mi llamada entre ritos tempranos,

Concretos, rescatados, 

Y posaron en ti la vida que me define,

La imagen que me delata.

Hoy canto para llevarme tu dolencia,

Hallar en mi pasado los acordes que tu alma alberga,

Que tu alma abraza y necesita:

Callar los anhelos lastrados de una historia cantada:

 

Löbëla, Löbëla nó                       Löbëla, Löbëla

Hò m hMmmm, mmmm                        Así me siento

Wë ne tyiere,                                No me desprecies

Hò m hMmmm, mmmm                        Así me siento

Wë ne sóbiere,                             No me  maldigas

Hò m hMmmm, mmmm                        Así me siento

Wë ne hòbiere,                            No me  escupas

Hò m hMmmm, mmmm                        Así me veo

Tö ló muúko wé ësélé                 Somos la guarida de la ardilla mediana

Hò m hMmmm,                          Así me siento

Tö ló muúko wé siënna,                         La guarida de la ardillita

Hò m hMmmm,                          Así me siento

Tö ló muúko mó mösöpé…        La guarida de la ardilla grande...

 

 

Hoy escarbo tus entrañas para buscar mi memoria,

Para narrar la ausencia de tus palabras,

Para penetrar tu delatora fragancia:

 

Ö ló muúko wé ësélé                   Eres la guarida de la ardilla mediana

Hò m hMmmm,                          Así me siento

Ö ló muúko wé siënna,               Eres la guarida de la ardillita

Hò m hMmmm,                          Así me siento

Ö ló muúko mó mösöpé…         Eres la guarida de la ardilla grande…

 

Hoy solo escucho una melodía ya recurrente,

Porque mi historia enterró los acordes de tus entrañas,

Cuando en tu horizonte se irguió un deseo,

Y una lanza recordó mi fortuna:

 

Ö ló muúko wé ëséllé?       ¿Eres la guarida de la ardilla mediana?

Ö ló muúko mó mösöpé...             Eres la guarida de la ardilla grande…

 

Hoy mis añoranzas concluyeron mis versos,

Revelaron el mensaje encriptado de las lágrimas de una madre,

Y labraron ya mi callada partida.

 

Hoy recobro el esbozo de un recuerdo,

El instante de un deseo,

O, ¿quién sabe?

La vida retenida en una gruta,

En una lengua callada:

 

Ö ló muúko wé ëséllé?                         ¿Eres la guarida de la ardilla mediana?

Ö ló muúko mó mösöpé...       Eres la guarida de la ardilla grande…

 

 

Justo Bolekia Boleká

 

 

Estos tres poemas están publicado en mi cuarto poemario titulado Los Callados Anhelos de una Vida (Sial Ediciones, 2012)

 

 

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s