s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Gregorio de las Heras
Nacionalidad:
Chile
E-mail:
Biografia
DESDE EL ORGNICO REFUGIO DE LAS MIRADAS

Desde el orgnico refugio de las miradas,
Levanto un sueo a modo de conjuro,
Dibujo en tu carne el surco del descanso que ganamos,
Precipito el verso que nos corrompe
En la belleza de lo cotidiano y
El suspiro se transforma en tormenta.

No existir el lugar donde puedas refugiarte,
El deseo es la armadura que visto,
Celebraremos maana todas las condenas impuestas,
Llorar por ltima vez el desenfado,
Olvidar las penas ms hermticas y
Arrojar las cruces al infierno de donde vinieron.
Gregorio de las Heras

EVOLUCIN

Alguien apret el botn primero.
El afn por apoderarse del petrleo,
El oro negro,
Llev a los pases a una guerra que no pudo evitarse.

Simultneamente los edificios empezaron a ser demolidos:
Primero las torres gemelas ms latas;
Luego, todos los edificios;
Uno tras otro desde el ltimo piso hacia el primero.

Las mquinas volvan a las factoras y ah las desarmaban.
La gente sala de espaldas de los trenes subterrneos hacia sus hogares,
Se suspendi el inicio de todas las guerras y de las dominaciones,
Los productos elaborados volvieron a ser materia prima
Y los recursos naturales regresaron a su fuente.

Los esclavos cruzaron los ocanos hacia sus tribus,
El oro, la plata y el cobre retornaron a Amrica,
Los pueblos reconocieron y recordaron sus primeros dioses,
Todos comenzaron a rejuvenecer,
A ser nios, a volver al vientre.

Jess baj de la cruz,
Las aguas inundaron el mundo,
Los hombres volvieron a dibujar y vivir en las cavernas,
Y a cazar y recolectar y a la oscuridad y al fuego,
Y al calor del vientre.
Todos volvieron al vientre.
Todos, a su vientre,
Hasta que no qued ni uno,
Hasta que adn volvi a la tierra,
Evolucionamos y evolucionamos,
Hasta que por fin no qued ni uno,
Ni uno solo,
Ni un hombre,
Slo Tierra,
Aire,
Agua,
Fuego.
Gregorio de las Heras

HE INTERRUMPIDO EL DESTINO DE MIS SUEOS PARA SEGUIRTE

He interrumpido el destino de mis sueos para seguirte,
Situndome en el lmite de una complicidad que no existe,
Rastreando tu suspiro y tu tormento,
El ms pequeo y sensible,
El ms inagotable y terrible.

Quisiera advertirte de m,
Pero mi propia publicidad es engaosa.
Ha de ser tu misin dividirme,
Confabular desde mi boca,
Cobrar un sueldo.
Gregorio de las Heras

biografia:

Director de la Revista +Cultura,
Colaborador de la revista 'Pluma y Pincel' de la cual fue su editor de cultura en el periodo 2004-2005.
En calidad de representante de la organizacin cultural 'Plaza de las Letras' participa activamente en el coordinador de Cultura en Movimiento desde 2003.

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s