s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Mar Ruiz
Nacionalidad:
México
E-mail:
mrljuricom@hotmail.com
Biografia

Tengo la piel tatuada de palabras, la escritura se ha quedado en los sentidos desde que mi conciencia tiene memoria, la poesía se desliza por mi boca y la abre lentamente para que el oráculo de su voz habite en los poros de la piel, enfermedad incurable, el tiempo perdura en su lengua y en esa revelación quedo impregnada de sus fantasmas…

http://memoriabrujademar.blogspot.mx/

 

 

I

No me duele el ladrido

amargo de los perros

ni el silencio de esta ciudad

en ruinas,

ni la tarde a punto de reventar

en el círculo vicioso de las horas.

 

No me duele el polvo de los

huesos filtrando su ácida esencia

en las fauces del viento 

 

Es esta amnesia que atraviesa la ciudad

con gritos en las alcantarillas y

abismos gimiendo sin espacio.

 

El tímpano roto

de este viento gangrena los espacios

y aletea su sombra

en la médula doliente de la Historia.

II

Mi Piel

 

Mi piel es el sueño de un dios recién nacido

creado en la furia de la verdad,

espacio de tiempo que se duerme en palabras,

historia de la mitología en cada pliegue,

arena y humedad.

 

Tiene la herencia de lo humano

en su transpiración,

sabe de las batallas y su penumbra constante,

ha sido víctima del torturador,

desaparecida en cualquier mazmorra

abandonada en las cenizas perdidas de los muertos.

 

Ha sido carcomida por los buitres,

las hormigas, los gusanos

y sigue respirando,

renace cada madrugada,

en el aliento del ritual blasfemo

que se niega a verla morir,

porque se baña de ella,

se alimenta de los restos que deja sobre

el lecho de palabras.

 

Mi piel no tiene tregua,

invoca el silencio de los abandonados,

guerrillera de poesía,

camina en espinas de la verdad y no se rinde,

respira y transpira,

se purifica ante la ausencia,

no tiene enemigo capaz de derrotarla,

esta viva,

aquí sigue junto al dios

herido de muerte por el abandono.

 

 

Mi piel

creación de tiempo,

ciudad sagrada para los peregrinos,

tierra prometida del profeta,

respiración del viento en el lenguaje.

 

Voz primigenia del fuego,

en ella vive el jaguar y la serpiente,

tiene garras, tiniebla feroz del miedo,

ha sido devorada por los tigres,

transformada en tierra y cielo.

 

Corazón refugiado en sangre

de guerreros zoomorfos,

espíritu divino,

nivel celeste del cosmos

augurio de sabiduría marina,

lleva en su voz al chaman de la locura.

 

Mi piel camina sin tiempo,

fuma el tabaco de la vida,

esperando que llegue

el cosmos de otra piel nómada

que refleje la humedad

en el corazón de la palabra.

III

Anciana

 

Espero la muerte,

me visto de incienso

en la madrugada.

 

Ayer,

parí los hijos

que desconocen

la germinación de la palabra.

 

Alimento el desasosiego

con su abandono,

viento frío

que rompe y me deja

con la lengua marchita.

 

Antigua  soy,

ceniza entre los vivos,

así dejo caer las máscaras ocultas

y destierro los segundos

fragmentados de mi instinto.

 

 

 

 

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s