s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Poli Roa
Nacionalidad:
Chile
E-mail:
Biografia
ESCALERAS

El cuerpo ya no tiene venas
solo hay escaleras
escaleras escaleras
de piedra me recorren
de piedra me salan las lenguas
dulce en el sexo.
Sube la sangre y estalla
sube y deja un hilo entre casa y rosal
para no perderse la sangre
para no tropezar en mis escaleras
el cuerpo ya no tiene venas
se suceden los escalones
se amordaza la herencia
no hay quien la fluya.
los puerto se me parecen
cuando vibran con la paciencia
cuando cosen rincones hmedos
tien verde las escaleras
tien amarilla la sangre
Fluyen en sin sentido
cuando llegan a mi garganta
escalera elctrica
que llega al fondo de un pozo hondo entre los senos
donde el mar me sala a veces
donde soy dulce de pronto
donde hay infinitas escaleras
cuando la lengua me arde.

Como copa que no me hunde la costilla
Se pueblan de banderas
De smbolos consumados
se evapora lo que fluye
camino para atrs y me sostiene el mar,
Alas de nios de tiza y carbn
Adornando el ritmo de las hormigas
Y las piedras que ruedan
Que bailan
Y borrachas me susurran mentiras
Las piedras que no fueron escalera.

Aire que retrocede en mis costas
Solo alumbra mi pulmn,
morder los bordes de una fruta olorosa
Fronteras cristalinas
de las figuras que suben
rpido, a veces
lento, a veces
no sienten la msica
suben y suben
sin sentido
sin jugar
sin respirar bocanadas de escalera,
quedarse quieto como en un beso
para seguir subiendo las escaleras,
se arrojan al vacio cuando descubren que ya no hay venas
no pueden vivir con tanto ritmo en el cuerpo
porque no morir ahora?
Escalera de ultratumba ahora?
la necesidad de alumbrar el sol en invierno
sentir el ruido gutural en la palma
ser cuerpo-escalera.

No es tiempo de poner un pie en la escalera
Tiempo se disfraza de lnea recta.

Subir sin leer las instrucciones
Bajar sin precaucin
No hay modo de equivocarse
Se llega siempre a buen lugar
A destiempo
Pero bellos
Sonrientes y sin grietas entre los dedos
con costras tatuadas en los lagrimales
y un deseo intenso de ser gaviota
cuando caminas el da entero.

OJERAS

La madre
esta atorada en la garganta
las dems son bocanadas de aire
escupideros a medias
cuidando el cambio de marea
que dejas al pasar,

con un damasco en la mano lleno de abejas
en medio de la ciudad de la infancia.
llenas galaxias explicando tu retorno
tu rebanada
rebuznas
buscando
el revolcn
que trae el alma al cuerpo
lleno de palabras
hiladas
de absoluto desapego
al abandono de la fragilidad.

El padre
es
sino un sueo,
trasversal
sostenido
musicalmente sostenido
en los pelos de la oreja de un cerdo.

El resultado
un letrero
'se venden fantasas'
dispuesto en la entrada de un negocio de barrio
atendido por Jess
todos los das
[Menos los domingos]

Seria incapaz
de despertar las araas que viven
en su pelo,

o en la cabellera de cualquier divinidad.
de pensar para amar menos
o de arrepentirme de suspirar l e n t o.

La madre,
como hechizo
en un dedo.
fuma polvo de versos
entre lenguas recuerda su sello.
otra msica,
cuerdas elctricamente bellas.
en las curvas de su cuerpo

El padre
lacrimgeno, humo
culpa los ojos rojos
corazn de asfalto
incendiado hoy
por helechos y colibr.

El resultado,
se instalo en mi pecho la primera larva.

Equinoccio,
un personaje
dialogo permanente
que soy yo
la misma cosa,
pirata de un mar de viedos fluorescentes,
incrdulo de tanto asombro en mis ojeras.

Tren del lago al Pacifico

Salado, dulce,
Flota extasiado por el movimiento circular del viento
que no puede pasar por entre los besos.
Tren
Lago gris
De espuma
Espera ser visto por las risas de los amantes muertos
Leyendas de estaciones rojas
Espuma y viento.
[Ms que lava, ms caliente]

Tren de dedos geogrficos
Toca la punta
Todas las puntas
Y las cra, para ver como son de viejas.
Las puntas de los pinos olorosos,
De cualquier rbol que florezca.

Su ritmo de infierno,
Su espera de porcelana
Tatuados en los durmientes,
Despiertos de tanta msica de piedras
De tus pasos de nio solo, esperando el tren.
De lago
Gris
Espuma
Espera ser visto
Por caballos alados de nubes violentas
Puestas unas sobre otras
Para darle la importancia
Al cielo
Que dice ser ms que un tren.
Ms que el nio solo
[Ms que lava, ms caliente]

Comienza a llover trenes
Bajo las piedras me quedo,
Su msica me ensordece,
Siento la boca dulce y salada
Los ltimos sabores, luego nada.
Las puntas vuelven a tener brotes.

Nariz helada
Toca el l del vagn lleno.
Y decide dar dos pasos en falso.

Acomodndose las piedras
Para el ltimo rocanrrol de la tarde
Se frotan
Se chocan
Mientras lamen las notas
Borrachas de olor a tren recin parido.

La mano convertida en boleto,
La otra gotea estaciones
Rojas
Espuma y viento.

Vagones de siluetas
No se distingue
El nio
Los amantes
Los pinos
Los caballos alados
La porcelana
Las mentiras
Los pasos en falso.

Tren del lago al ocano
Viaje de ida y vuelta
I que da
I que vuelva
O que lance la primera piedra.

biografia:

Poli Roa

Joven poeta que inicia su camino de las letras en Santiago su ciudad natal, donde su cercana a la escena Rock de los 90 marca el estilo de sus textos, encontrando en ellos imgenes que se presentan violentas y con una sutil resonancia.
Poli ha sido precursora de varios encuentros en el sur de chile de poetas contemporneos, como 'Sur itinerante' y 'Riesgo Pas'. Participando tambin de talleres como los de la Fundacin Pablo Neruda Zona Sur.

poliroa@gmail.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s