s
s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Juan Arjona Leyva
Nacionalidad:
España
E-mail:
Biografia

Quebrando la quietud del alto valle
Baja el murmullo de la ardiente estola,
Reflejo del carmín que se arrebola
En pálidos reflejos de la calle.
Fijando el lumen suyo en el detalle
Y creyendo la miel para si sola
Cimbrea bajo el viento la amapola
Y dobla deshojándose su talle.
El céfiro ladrón lleva su manto
En apagados sones de su llanto.
Y exiguo el tal, dejóse el bello lastre
En la ancestral cutícula del ciervo
Que en su hermosura no sintió el desastre
Fue fácil presa para el pico acerbo.

Aire
Aire, el vacío
Del alma viajera
Que cruza tinieblas
De lejanas tierras.
Aire es entidad
De proyectos vanos
Que nunca serán
Más que vientos varios
Sopando a diario
Aire es el enojo
Del pulmón insano
Que estalla en el ojo
De huracán humano
Aire es el humor
Del sádico hermano
Que con su puñal
Señala en el plano.
Aire es el pudor
Del mágico instante
Que cumple delante
De la madre amante.
Aire es la promesa
Aire es la respuesta
Que te da la novia
Dejada y compuesta
Aire es necedad
Siempre damos aire
Por necesidad.

Fuego
Dame, niña
El fuego de tus pestañas
Dame también el fuego
De esos ojos tan verdes
Que si me miran muero
Y vivo al mismo tiempo.
Dame niña tu cuerpo
Que me voy a la guerra
Y a lo mejor no vuelvo.
Yo no quiero la guerra
Yo no soy violento
Pero me llevan, niña
Y a lo mejor no vuelvo
Para ver tus pestañas
y tus ojos de fuego.
Dame niña, tuh bezoh.
Y así.
A lo mejor vuelvo.

Tierra
Tierra de hombres romeros
Que a la tierra dieron cielo
Andalucía
mi tierra,
Tierra de hombres morenos.
A tierra desde la cuna
Tierra campo, tierra suya
Arrebatada , ninguna.
Antiguos,
Laberintos de aceituna,
Pintan los campos verdes de bandera
Y salinas blancas le completan
Como limpias velas de nave serena
Son los colores que mi alma templa
Pero a mí
Me falta el color moreno
De la tierra.

Agua
Para lavar las ofensas
Para enjugar negras lágrimas
De sueños
Imposibles, aguas negras
Para descubrir las tierras.
Hay que surcar las tinieblas.
Agua bendita
Agua en el desierto
Agua
Para los frutos del huerto

[El viejo y el naranjo]
Sólo conozco un pueblo que es el mío.
Pequeño, en una sierra un punto blanco,
un punto, en la distancia de los aires
un poquito de pueblo, un pueblecito.

De chabolas y grutas blanqueadas,
de serpientes por calles que se pierden
entre el polvo de secas ventoleras,
en los agostos rojos,
que se mueren como el pueblo.

Ayer se cayó un techo, hoy una tapia
y al naranjo que, en medio del barbecho,
luchando por vivir pierde su savia,
poco tiempo le queda,otras calores,
más leña formarán con sus cimientos.

Mañana, cuando el sol duerma en su cielo,
Iré a verlo otra vez vez,si está despierto
Y aunque no pueda oir mi triste agüero,
Le diré así: \'¿Todavía no te has muerto?\'
Y él moverá sus ramas con el aire,
Ese aire solano de la sierra.
Para que yo sepa que vive, aunque acabando
Y ofrecerá su sombra, seca tierra.

Ya no hay quien de su fruta
El zumo beba en éxtasis
Y refresque los calores de su rostro
Con el frescor umbroso de su gruta.
Ni chavalillos, pájaros bulliciosos,
Todos se han ido
Ya sólo quedo yo,
por poco tiempo.
Como el naranjo me estoy muriendo...
Como er naranjo y como el pueblo.
El pueblo con con sus casas derruidas.
Y el árbol seco.

¿Dónde están esas hoces que , bravías,
siegan el trigo?
¿Dónde están esos bielgos que, en la era,
arrojan las gavillas de continuo?
-Son otros tiempos, leñe, lo comprendo,
Todos se han ido.
-Aquí ya no hay quien viva compañero, compañero,
todos se han ido.
Buscando en otras tierras su sustento,
se fue la mocedad del pueblo mío.
-Son otros tiempos, leñe, lo comprendo...
...y el borriquillo, ya no anda ligerete...
por los caminos.
El callo de la tierra se está formando
No la remueven surcos de duro arado.
Si acaso quedan huellas son de los siglos.

Yo siento en mis entrañas renegridas,
el caldo quejumbroso del olvido
y aguanto un no sé qué,
de muerte larga en la despensa;
muerte reciente y pena, muerte caliente.
Y no me he muerto ya,
y no estoy tieso,
por darle vida al árbol
sólo por eso.

Arjona Leyva

biografia:

Juan Arjona Leyva
[España] nació en la ciudad de Málaga en la que reside, aunque toda su vida está comprometida con el pueblo de Villanueva de la Concepción, en donde transcurrieron sus primeros diecisiete años hasta el comienzo de su dilatada vida de maestro.
Ha ejercido su docencia en sitios tan dispares como Andorra y Tánger, además de Málaga, Los Molares de Sevilla, Casabermeja, Villanueva de la Concepción y Antequera, habiendo recibido el agradecido homenaje a su retiro en Villanueva de la Concepción.
Es cofundador del Festival de Verdiales de este pueblo, poeta dialectal, pintor y un gran amante de la naturaleza. Ha dado a luz innumerables canciones didácticas. Él mismo se define como aprendiz de todo y maestro de nada, aunque sus alumnos de todas las edades hablan a menudo de lo especial de sus métodos pedagógicos. Es coautor del Método de Lectura A.L.I. [Automatismo Lector Individual]. También ha escrito \'Poemas infantiles para padres\'.
Es Licenciado en Filología Hispánica por la Universidad Nacional de Educación a Distancia.

Ectum@hotmail.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s
s