s
s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Jess CORTES GIL
Nacionalidad:
México
E-mail:
Biografia
LA OFRENDA DEL MAESTRO

Maestro
Tu ms grande tesoro
Quiero escuchar.
En adelante,
Inmvil estars y esperaras.
Cultivaras el arte de no hacer nada.
Rompers cordilleras gigantes
Con tu paciencia.
Tu quietud,
Abrazara al mundo, lo pondr de cabeza,
Y un nuevo orden se reflejara.
No te perders
En millares de escritos y doctrinas,
Te obviare este tedioso trayecto.
Ve y camina,
Toma la mano de un nio
Ve su mirada de loco,
Con el alma, con la mente, con el corazn,
Entenders,
Lo que es el amor.
El ultimo fin de los esfuerzos de los ms sabios,
El eterno secreto
Del origen de todo.
Mis vidas en su totalidad
Hubieron de pasar
Para estas palabras poderte decir.
Hoy,
Veo tu mirada de loco
Y suspiro tranquilo,
Pues para la tierra
El loco, es su nica esperanza.
Saldrs a ver,
Como las nubes y el viento fri y fresco
Te recorren el cuerpo,
Te baan en eternidad
Y te permiten probar,
De lo que las estrellas estn hechas,
Pues al igual que tu alma
De la misma esencia son:
Misticismo y religiosidad.
Le recordaras
A maestros dormidos,
Que la cotidianidad no esta prohibida
Pero que el resplandor de la maestra
Es mejor.
Sin dudar cambiaras,
Mil vidas de represin y normalidad
Por una de inspiracin y locura.
Santo sers por en armona vivir
Con lo cotidiano y lo divino
En lo complejo y lo sencillo.
Dejaras llegar lo que tenga que venir,
Y dejaras que se yaya
Lo que tenga que irse,
Y as,
Todo lo tendrs.

UNIVERSO ALADO

En una maana hechizada,
La aurora reflejaba, las constelaciones
Sobre alas de una pequea mariposa.
Como diamantes sembrados
En la profundidad de la tierra.
Y le pregunte,
De donde vienes?,
Vengo de la flauta
Que entonan los creadores del cosmos,
Vengo del violn
Que interpreta la feminidad de las galaxias.
A que vienes?
Te traigo un mensaje:
He visitado
Todos los mundos del universo
Y la msica de los planetas
Juguetea en mi color,
Armnica y montaraz
Es mi forma de volar.
He volado en las notas
Del piano de los ngeles y arcngeles;
Me he posado sobre el hombro
De seres cuya luz,
Nunca podr soarse.
Y hoy vengo a tu casa
A pedirte una sola cosa,
Suaves y andantes son mis vuelos,
Has los tuyos tambin as.
Vi cruceros y gamas de vida,
Vi rosas del tamao de lunas,
Y adems,
Te vi tambin a ti.
No me des nombres
Pues no los tengo,
No me llames pues no volver,
Pero aqu estar por siempre
Y camino a los soles siempre estar.
No podr seguirte aun
Pero vi que rumbo tomaste.
Y un da
El mismo rumbo,
Tomare.

EL MAGO BLANCO

La gran travesa interior
Dio origen a un volcn de luz.
Se hicieron hogueras
Se le dio forma al cristal.
Esculturas montadas sobre haces de luz
Nacan de su cabellera
La gran puerta de la ciudad sagrada
Se abri a su cabalgar.
Reyes, santos y vrgenes guerreras
Lo acogieron como su hermano.
Para que la blancura?
Si no es para darle claridad a las sombras,
Se preguntaba.
Por ello en su espada y puos
Blancos soles.
Y en sus destinos
Oscuras dimensiones.
El gran brujo rey de las tinieblas
Le persigui con obsesiva voluntad,
Magnetismo csmico
Cara a cara los puso.
El temor hace mucho
Que dejo de ser una opcin para el mago.
Hizo suyo el valor
Como su arma principal.
Las altas castas no lo contemplaron al nacer
Camino por las calles
Como uno ms en lo cotidiano,
Ningn destino fue escrito para el.
La enfermedad fue su compaera,
Una ves listo, lo dejo partir.
Vivirs y tendrs das nuevos
Susurro el dolor a su odo.
Supo que las guilas
No son iguales a las palomas
Pero tambin supo
Que ambas tienen alas,
Y que juntas deben volar cada vez ms alto.
Porque no existe la fuerza en las garras del guila
Sin una paloma que proteger.
Porque no existen
Los sueos de la paloma
Sin la compaa al dormir de las guilas.
Viejo maestro le decan,
Pero era la magia su plenitud,
No por temor,
No por pasin
Sino por amor.
Temblaran las penumbras
Se esconder la ilusin
Ante su alqumico andar.
Seor de la blancura
Rey de la magia.

EL POETA AMO DEL FUEGO

Un nuevo ocano,
Un nuevo sol,
Un huracn poderoso,
Nacieron con sus versos.
Esquiv a las trampas de la mente,
Sonrea ante las fantasas del ego,
Y escriba.
Escriba, dndole color
Aun nueva aurora.
Escriba y traspasaba las rimas y versos de poetas
Cuyas letras tibias,
Recorran la tierra.
Apagados los ojos
Distrada la voz intima
En los hombres de esta era.
Amo del fuego,
Caudales de llamas en quien lo lea.
Solar la luz de sus ojos,
Eterna y sutil voz.
Y fue su corriente de letras doradas
En el cambio de la marea,
La compaera que encenda
Y mantena vivo
El fuego en el hombre;
Por ello en casa
De los grandes inspiradores del mundo
Estaban sus poemas.
Por ello los ngeles y los nios
Sin aliento quedaban
Al escuchar su voz.,
Se mantuvo firme su corazn
Inquebrantable su intuicin
Y solo as cruzo
Un has de luz,
Un titn
De nuevos cielos.
Eterna consciencia ardiente
Y fue llamado
Amo del fuego.

biografia:
Jess CORTES GIL
Naci en Bogota Colombia. 26 aos. Vive en Mxico. Mexicano por naturalizacin. Psiclogo, especialista en psicologa transpersonal. Estudios en Colombia, Mxico, Canad, Argentina y Espaa. Conferencista, Psicoterapeuta, Escritor y poeta. Participante del festival internacional de poesa de Bogota. Escritor de artculos que combinan el arte, la poesa, la psicologa y la fsica cuantica. Fue atleta e alto rendimiento en Colombia. Entiendo la poesa como un retorno al origen divino y sagrado del hombre y la vida. Como una va poderosa de transformacin fsica, mental y espiritual.

siegdavid@yahoo.com.mx

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s
s