s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Mario Antonio Rosa
Nacionalidad:
Puerto Rico
E-mail:
Biografia
I

Hubo calor,
lleno de milagros, calor de caaveral,
a brasas de una nueva palabra.

Se fueron separando los cadveres
de todas nuestras arenas, nuestras lgrimas,
y hasta logramos tocarnos el tiempo del sueo.

No s si decir que una herida azul,
desde este verano hizo una fuerte hoguera
rica en sangre de alas desconocidas.

Hablbamos en semillas, imaginmos ros,
bajo una simiente an negada a nuestro aliento
bajo la pesadilla de la fragata sin fiestas,
de muerte o ruiseor, slo raptada en la imaginacin.

Pero an as, qu grande esta cercana de un sol!
Que rbol derrotado del ser, pierde su hambre ahora!
arqueando su laguna arrodillada al espasmo de no regresar,
de no vencer semillas, que no tomar recuerdos de un color.

Es verdad, no sentimos nuestro nombre ahora,
callamos en esta noche ardiendo en circos, en sombras,
callamos el fuego de un silencio guerrero,
dispuesto a inundarse en ros por nosotros.

II

Yo tengo una caja de msica
donde habla el mapa de la tierra, es nocturna,
tiene estrellas de pan, un ro, una zarza sonmbula,
un hombre en preguntas, y varios granos de sol.

Cuando la noche canta en ella, cuando es silencio el silencio,
y un cadver de luna llena el estanque y rueda
casi con el mismo espasmo de un guila, asechando,
la cosecha del aire contra el cielo, la visin se acerca,
alta como la sombra de un molino, lenta en su tacto,
deslumbrante en su cintura de flechas,
veo esas leguas en esmeralda salvaje, y el tlamo
de las frutas y los bosques, y el tambor de caf
rompiendo el humo de su seduccin, y el quetzal,
donde se ha inventado el vuelo, el color, y la soledad.

La noche que no he soado canta;
sus estrellas son apariciones de un sol que duerme
viven para la libertad, abanicos de vitrales.
Un cuerpo de nio desnudo habla en estrellas
y pueden sentirse las races de un cielo
cayendo en celajes por el intento de vida.

la caja de msica se ilumina con muchedumbres,
el ro definitivo eleva su rostro

y nacen todos mis pjaros.

[Del poemario Indito, LA TIERRA DE MAANA]

biografia:
Mario Antonio Rosa

San Juan, Puerto Rico [1965] Publicaciones: Misivas para los tiempos de paz, Editorial Isla Negra [1997], Tristezas de la ertica, Editorial Isla Negra [2003], Duelo a la transparencia, Editorial del Instituto de Cultura Puertorriquea [2005]. Cronista cultural en Mxico [1997-2001] para los peridicos Siglo XXI, y el suplemento cultural Armario, adscrito a la Universidad de Guadalajara. Particip bajo esa misma universidad en el programa social Libros para los nios impartiendo clases a los nios de escasos recursos y hurfanos en los suburbios de Guadalajara. Produjo el programa Pginas de Puerto Rico y El Caribe bajo Radio Universidad de Guadalajara. En la actualidad es columnista y crtico literario en el Semanario Puertorriqueo Claridad, productor teatral y maestro. Recientemente ha sido includo en la antologa de poesa hispanoamericana Voces para la Educacin del Sindicato de Maestros del Estado de Mxico en la que tambin destacan los poetas Ernesto Cardenal de Nicaragua y Ral Zurita de Chile.

marioantoniorosa@hotmail.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s